The Order: Una historia que nadie debería perderse por la manipulación de los medios.

0
Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

   Acabo de terminar The Order 1886 y vengo apresurado al ordenador para escribir lo que siento. No puedo dejar escapar estos instantes de magia en los que me hayo envuelto.

   Hoy vengo a hablaros del tan polémico The Order, y vaya por delante, que esta es solo una opinión más de un videojugador en el mundo. Aprovecharé el revuelo formado en torno al videojuego exclusivo de Sony para de paso hacer una pequeña reflexión acerca de las puntuaciones que se otorgan a los juegos en los distintos medios. En Gamepong hablábamos en su día del sistema de análisis ROC: Rigor, objetividad y criterio. Intentamos ser lo más objetivos posibles en nuestros análisis, y entendemos que una nota de 9 es una barbaridad, algo destinado a dos o tres juegos al año.

   El problema radica en que la tendencia desde los medios es a otorgar nueves o sobresalientes a cada buen juego que sale, y en especial a los que tienen el tan demandado online y duran más de 30 horas, como si los juegos de toda la vida hubiesen durado 50 horas y hubiesen tenido online, cooperativo para hasta cuatro jugadores y horas y horas de misiones secundarias.

   Yo entiendo por un videojuego lo que me hace sentir mientras lo juego. No valoro en función de si dura más o menos, de si trae más contenido o menos, de si vale más o menos. Esas valoraciones son las que debe hacer el consumidor a la hora de comprarlo, y ahí sí, uno puede pensar que un videojuego de sobresaliente de 8 horas le compensa menos que uno de 50 horas aunque sea de notable bajo. Ahí ya entra la valoración personal y totalmente respetable del videojugador.

   Pero yo quiero ir a la experiencia jugable. Jugar un videojuego sin saber lo que vale ni la duración que tiene. Sin haber visto ni tan siquiera un tráiler o gameplay. Ponerse frente a la pantalla y jugar.

   El problema es que hoy en día es casi imposible descontaminarse de los medios. Para bien o para mal, los medios y los foros tiran mucho, y la gente suele caminar hacia donde sopla el viento. ¿Que sale un tipo pasándose The Order en 5 horas? El juego ya es una mierda. No nos interesa si es bueno o malo, solamente nos interesa que a un tipo le ha durado 5 horas. Y la minoría empieza a sentirse arrastrado por esa opinión. Y en dos días tienes a medio sector autoconvencido de que el juego no merece la pena. ¡Sin tan siquiera haberlo probado!

   Regresando al tema de The Order, de si comprarlo o no, veamos, hay algo en la vida que se llama valoración personal, y ahí es donde radica la compra o no compra de este juego. Por ejemplo, como amante del fútbol, jamás pagaría más de 50 euros por ver a mi equipo, ni siquiera en una final, porque considero que 50 euros por 90 minutos (los cuales puede que incluso sean malos) es un sacrilegio. Hay muchas variables, y yo valoro. No me compensa.

   Con los videojuegos ocurre lo mismo, a la hora de gastarse el dinero no solamente es importante la calidad o la nota del juego, entra en juego un factor como la duración o el uso que se le vaya a dar. Tener online no me asegura horas y horas de diversión, si dicho modo no me engancha. GTA o COD a mí me duran lo que dura la campaña, y ahí se termina el juego para mí. Es decir, múltiples variables que condicionan mi decisión.

   En The Order, ocurre que las variables se minimizan, y por eso es más sencillo hacer una valoración. Partiendo de esta premisa (cada persona pone sus limitaciones) considero que The Order es obligatorio jugarlo en Difícil y sin autoapuntado. Mancos o torpes, todos deberían jugarlo de ese modo, pues es donde el juego cobra sentido realmente.

   Por otro lado, el juego es terriblemente lineal, muy poca libertad, y todo sobre raíles. ¿Esto tiene que ser malo? Pues en principio no. Un Mario en 2D es lo que es, y nadie podrá venir a decir que es una mierda porque no es en 3D. Aquí ocurre lo mismo, este juego es pasillero, frenético, con cinemáticas y gameplay casi a partes iguales, y ya está, habrá a quien le guste y a quien no le guste, pero esto no tiene por qué ser malo. Es lo que es, y ni siquiera la duración es calificable como buena o mala. Cada uno valora lo que tiene.

   Lo que sí que creo es que todos deberían jugarlo, pues es un adelantado a su época, y de esos juegos que se disfrutan en el momento en el que salen, ya que cuando pasen dos años y haya juegos más brutos que este gráficamente, The Order ya no será tan privilegiado. La transición entre cinemática y gameplay es imperceptible, y eso es algo impresionante a día de hoy, creía que tardaría más en ver algo así.

   Por eso, valorad si os compensa o no, pero es casi necesario probarlo, pues a lo largo de una gen, ocurren pequeños momentos de inflexión como este (en este caso respecto a los gráficos y a la manera de contarnos una historia) y es bonito saborearlos.

   Regresando a mi teoría de que un videojuego se juega y se juzga como tal, sin prejuicios ni ideas preconcebidas, he sentido con The Order un cosquilleo por seguir la trama que no sentía desde Alan Wake. Una historia perfectamente empacada, con sus giros argumentales, su imponente poderío gráfico y su estilo tan cinematográfico que lo harán inconfundible con el paso del tiempo. Aquí queda por escrito que cuando pasen los años, este juego pasará a ser una obra de culto, pues se juzgará como lo que es, y no como lo que deja de ser. ¿Por qué nos empeñamos en decir que carece de más horas de juego, de online, de coleccionables, de misiones secundarias, de ser pasillero, en vez de valorarlo como lo que es? Una pedazo de historia que te hace vivir el juego a su manera. He asistido durante dos días a una majestuosa historia con una trama, música y personajes que me han dejado huella.

   Esto no se puede medir en notas ni en carencias o virtudes, esto se juega, se vive, y se cuenta. The Order pasará a la particular historia de mis retinas, a ser un pedacito de mí, esta historia vivida me la llevo a la tumba. Jugadlo. Sí o sí. Gracias Ready At Dawn por haber tenido la valentía de sacar un juego de este corte (pasillero) en tiempos de Sandbox y de ver quién la tiene más grande. Gracias por hacernos creer en que esto solamente es un hasta luego y que pronto tendremos nuevas noticias. Cuando llegue el momento de un hipotético The Order 2, será el momento de hablar de las carencias de la primera entrega. Pero ahora, limitémosnos a disfrutar de esta burrada de juego. Me ha enamorado, y doy gracias a Dios por no haberme dejado manipular por la prensa más poderosa ni por un tipo que un día se pasó en 5 horas el juego. Vosotros sois los verdaderos críticos de los videojuegos que jugáis. Que no os tomen el pelo. Jugad y entonces, podréis juzgar. ¡Que la orden os acompañe!

 

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

About Author

Leave A Reply

*

Share This